twitter instagram facebook
Versión imprimir
28-04-2014



‘Círculo interno’, cine alternativo y ocultista rabiosamente joven


Noel Ceballos y John Tones firman un perverso #littlesecretfilm que se puede ver en la web de Calle 13


 
ALBERTO ÚBEDA-PORTUGUÉS
El proyecto #littlesecretfilm ya ha deparado algunas buenas sorpresas, como lo fue Obra 67, el largometraje de David Sainz que reseñamos en esta web el pasado enero. Ahora se presenta Círculo interno, la primera experiencia tras las cámaras de los críticos de cine Noel Ceballos y John Tones. Un filme en clave de thriller sangriento que especula sobre un culto secreto –que incluye sacrificios humanos– a Lilith, la mujer repudiada de Adán, según algunas tradiciones y leyendas hebraicas. Solo después de este rechazo, siguiendo estas fuentes, Yavé creó a Eva de una costilla de Adán. Una compañera mucho más dócil que Lilith.
 
   “Nuestros referentes son el cine de terror de los setenta y ochenta, y hemos querido hacer algo igual de perverso e inquietante que las películas de género de esa época”, dice John Tones, seudónimo de Pedro Berruezo, colaborador de medios como Público, La Vanguardia o PlayStation Revista Oficial (Tones es un consumado experto en videojuegos).
 
   El reparto está encabezado por Trini Jiménez (actriz de la webserie Háztelo mirar, Antena 3) y Julián Génisson (protagonista y correalizador de la reciente La tumba de Bruce Lee). Les acompañan Álvaro de Paz –O.F.N.I. (José Semprún, 2007)–, Patricia Valle –este año estrenará Trezze, de Elbio Aparisi Nielsen– y Paloma P. Montoro, que en 2002 intervino en Los abajo firmantes, de Joaquín Oristrell. Cinco personajes que emprenderán una lucha desesperada por la supervivencia en una casa aislada en el campo.
 
 

Trini Jiménez y Julián Génnison

Trini Jiménez y Julián Génnison

 
 
   “Ha sido un rodaje estupendo, lleno de sangre y gritos”, relata Trini Jiménez. “Es toda una experiencia, un peliculón. Espero poder estar a la altura y que a la gente le guste”.
 
   La novel intérprete encarna a Verónica, que tratará de pasar de víctima en honor a Lilith (figura que en un contexto gótico también se identifica como la primera vampiresa) a vengadora sin piedad de unos oscuros clanes esotéricos a los que no les importa matar a seres inocentes en aras de su siniestra devoción.
 
   Círculo interno se estrenó el pasado 26 de abril en la Cineteca (Matadero Madrid) y ahora podrá visionarse en la web de Calle 13 (http://www.calle13.es/lsfporcalle13) y Yomvi de Canal+. Según el Manifiesto de #littlesecretfilm que patrocina el canal (Círculo interno es el décimo largo de los 13 previstos), las películas deben rodarse con un equipo de 13 personas en 13 horas no consecutivas de filmación, dentro de una temática de thriller. Además del citado filme de David Sainz, también han participado en la iniciativa Roberto Pérez Toledo (autor de Seis puntos sobre Emma, estrenada en 2011) con Los amigos raros; o Chema García Ibarra (premiado cortometrajista de El ataque de los robots de nebulosa-5) con Uranes.   
 
   “Ha sido una experiencia agotadora, pero creo que hemos aprendido mucho”, dice el codirector Noel Ceballos, crítico de la revista Fotogramas, donde tiene alojado el blog El emperador de los helados. Y admite: “es una manera de hacer cine que está más cerca del ‘Háztelo tú mismo’ que de cualquier cosa que tenga remotamente que ver con una idea de industria”.
 
 

Álvaro de Paz, Patricia Valle, Trini Jiménez, Paloma P. Montoro y Julián Génisson

Álvaro de Paz, Patricia Valle, Trini Jiménez, Paloma P. Montoro y Julián Génisson

 
 
   El personaje más inquietante de Círculo interno es Carlos, que interpreta el mencionado Julián Génisson, uno de los actores de Cabás (Pablo Hernando, 2012). Parece que quiere librar a Verónica/Trini Jiménez del holocausto, pero también juega sus propias cartas y con sus malévolos comentarios provoca que nadie de su entorno esté a salvo. Ni siquiera él mismo.
 
   “En un sueño crees reconocer de lejos a Helmut Berger, pero cuando te acercas para pedirle un autógrafo descubres que es tu primo”, afirma irónico Génisson sobre su papel.
 
   Muchos de los que nos dedicamos a escribir sobre cine siempre estamos tentados de ponernos alguna vez el traje de director y sentir el peso de la responsabilidad de tener un equipo a nuestras órdenes. “Somos críticos, pero no tontos: nos hemos rodeado de gente muy capaz que nos ha ido sacando las castañas del fuego casi en todos los momentos de la producción”, precisa John Tones. “Mentiríamos si dijéramos que no tenemos miedo a que algunos de nuestros colegas se pongan estupendos con nuestra peli como nosotros nos hemos puesto antes con las ajenas, pero..., bah: aquí o se hacen las cosas a tope o no se hacen…”.
 
   Círculo interno es parte de ese cine joven que desde otros circuitos de exhibición a los habituales se acerca a un público ávido de sensaciones, de historias que fantasean acerca del origen mítico del hombre (o, en este caso, de la mujer). Explicaciones terroríficas que hacen más grande el misterio sobre tantas preguntas que nadie puede responder, pero lo que quizá sospechan Ceballos y Tones es que alguien con un afilado cuchillo que apunta a nuestra garganta “sí” sabe las respuestas...

Versión imprimir