twitter facebook instagram
Inicio Aisge
Noticias Entrevistas Cursos
 
Noticias
15-12-2016 Versión imprimir

 

Los estrenos del 16 de diciembre



‘Falling’



EL NAUFRAGIO DE UNA PAREJA
 
 
 
 
ALBERTO ÚBEDA-PORTUGUÉS
Apostando por un romanticismo de ley, la directora madrileña Ana Rodríguez Rosell ha juntado a dos entregados intérpretes, Emma Suárez y Birol Ünel, en un filme austero y poético en el que ambos pasan prácticamente todo el tiempo ante la cámara. La cinta ha sido presentada y aplaudida en los certámenes de Bogotá, Rabat, Nueva Delhi o Huelva.
 
   Alma (Emma Suárez) llega a la República Dominicana donde se encuentra con Aslan (Birol Ünel), su exmarido, al que no veía desde hace años. Él desea que recuerden durante 24 horas los buenos momentos que vivieron durante su matrimonio, y ella accede a cambio de que le regale la casa que ambos compartieron en Berlín. Descubrirán que, pese al rencor acumulado, todavía siguen amándose.
 
 
 
Birol Ünel y Emma Suárez
Birol Ünel y Emma Suárez
 
 
 
   Emma Suárez se ha convertido en la musa adorada tanto de nuevos directores como de un consagrado como Pedro Almodóvar. Lo ha demostrado este año con sus poderosas incorporaciones en Julieta, del realizador manchego; y La próxima piel, de Isaki Lacuesta e Isa Campo, por las que está nominada en los próximos Goya. “Falling es una película arriesgada, profunda, sincera. El rodaje solo duró tres semanas, pero fueron muy intensas”, cuenta Suárez. “Casi todas las escenas son nocturnas. Ana quería de esta forma incrementar la cercanía que necesitan Alma y Aslan”, comenta la intérprete de El perro del hortelano (Pilar Miró), que le reportó un Goya. “Emma es una actriz que admiro desde siempre. Esta película no podría existir sin ella”, admite la directora Rodríguez Rosell.
 
   El idioma predominante en Falling es el inglés, pero también se habla en castellano y alemán. “La mezcla de idiomas ha sido como un juego. Birol y yo improvisábamos mucho y a Ana le encantaba. Podíamos cambiar algunos diálogos o si ella veía que una secuencia funcionaba mejor con nuestras sugerencias, no dudaba en hacernos caso”, aduce Suárez, que confiesa sus dificultades con la lengua de Shakespeare. “Tenía una profesora que me corregía el acento, y me parece que ha quedado bien”, anota la también protagonista de La mosquitera, de Agustí Vila, y de los primeros largometrajes de Julio Medem: Vacas, La ardilla roja y Tierra.
 
   El coprotagonista es el turco-alemán Birol Ünel, intérprete principal de filmes como Contra la pared, de Fatih Akin. “Es una persona fascinante y un grandísimo actor. Casi no me creo que haya podido trabajar con él”, piropea Suárez a su partenaire.
 
 
Suárez, en otro momento de la cinta
Suárez, en otro momento de la cinta
 
 
 
Territorio amoroso
Falling habla sobre la capacidad de cambiar tu destino, de cambiar el final. Creo que todos tenemos esa capacidad, porque el poder de la voluntad y el deseo es infinito. Vivimos en un universo mágico y debemos conectarnos con él. Mirar hacia las estrellas y proyectar nuestro anhelo mientras tomamos las riendas de nuestra vida”, explica Ana Rodríguez Rosell, que debutó en 2011 con Buscando a Eimish, en la que también participaron Emma Suárez y Birol Ünel, acompañados de Manuela Vellés, Óscar Jaenada, Jan Cornet y Carlos Leal. “Aslan tiene un gran reto: permutar los recuerdos de Alma sobre la vida que han compartido. Sabe el poder que tienen los recuerdos, que son la sensación última de haber vivido una buena vida….o no. Él quiere permanecer con Alma, en su mejor versión. Traspasar con ella las fronteras entre la vida y la muerte, volver a encontrarla después”, argumenta la directora, autora de documentales como Yo y mi terraza o Quiero ser una gacela, y de los cortos La musa, Nueve y ¡Espera, Fati!.
 
   Rodríguez Rosell cree que Falling “pertenece a esa categoría popularmente reconocida como película de actores”. Y se explaya: “Todo el elemento técnico se supedita a crear un discurso que cuente la historia a través del ejercicio interpretativo de Emma y Birol. Ello exige una puesta en escena directa, valiente y honesta. El objetivo principal ha sido desarrollar y modular la conexión emocional de los espectadores con los personajes hasta completar el viaje de redención que estos atraviesan”.
 
   El viaje por el amor y la muerte de Falling se nutre vigorosamente de las actuaciones de Suárez y Ünel, desgarrándonos con un drama íntimo conmovedor. Rosell describe con sutileza las hermosas o sórdidas ceremonias secretas que marcaron el territorio amoroso de la pareja y después los restos de su inevitable naufragio. Una desdicha a la que los espectadores prestarán, de seguro, mucha atención. 
15-12-2016 Versión imprimir
© AISGE 2017   Webmaster   Condiciones de uso   Política de privacidad
Inicio