twitter instagram facebook
Versión imprimir
02-08-2018

Los estrenos del 3 de agosto


‘Solo’


La LUCHA POR LA SUPERVIVENCIA



ALBERTO ÚBEDA-PORTUGUÉS

Basada en una historia real, esta angustiosa fábula de supervivencia de Hugo Stuven impresionó a crítica y público en los prestigiosos certámenes de Málaga y Huesca. Rodada en distintas localizaciones y playas de la isla de Fuerteventura, Solo está protagonizada por dos jóvenes y conocidos intérpretes: Alain Hernández y Aura Garrido

   Septiembre, 2014. Álvaro (Alain Hernández) cae por un acantilado en su camino a una playa solitaria para una sesión de surf. Con heridas y lesiones muy graves, se encuentra a merced de las olas mientras recuerda y lamenta su egoísmo con la chica que amó (Aura Garrido), con sus amigos y su familia, a la que hace mucho tiempo que no ve.



   El barcelonés Alain Hernández ha demostrado su fuerza actoral en Palmeras en la nieve (Fernando González Molina), El rey tuerto (Marc Crehuet) y Plan de fuga (Iñaki Dorronsoro). “Alain se preparó concienzudamente para el papel con clases de escalada, surf, apnea y buceo”, afirma el director. Otro de los últimos filmes de Hernández es Que baje Dios y lo vea (Curro Velázquez), en el que compartió cartel con Karra Elejalde. “Todo lo que hace Alain ante la cámara es significativo. La intensidad de su mirada recuerda a la de Marlo Brando”, dice el cineasta.

   Filmes como Stockholm (Rodrigo Sorogoyen), La reconquista (Jonás Trueba) o La niebla y la doncella (de Andrés Koppel) han dejado constancia del talento y magnetismo de Aura Garrido, quien logró una gran popularidad con la serie El Ministerio del Tiempo. “Es una actriz increíble, llena cualquier secuencia en la que trabaje de maravillosas sutilezas”, alaba un orgulloso Stuven. En el citado certamen oscense, Garrido ha recibido el Premio Ciudad de Huesca por “una trayectoria sólida y con gran proyección tanto en cine como en televisión”.

   También es importante el papel de Ben Temple (compañero del protagonista en la práctica del surf), actor norteamericano con residencia en España al que recordamos en Matar el tiempo (Antonio Hernández) y La piel fría (Xavier Gens), donde Aura Garrido  ostentaba el papel principal. “Álvaro Vizcaíno, el surfista que encarna Alain, asistió al rodaje y enseñó técnicas de surf a los intérpretes”, comenta Stuven. Interviene igualmente Leticia Etala, otra de las surfistas: vimos a esta actriz canaria en El hombre de las mil caras (Alberto Rodríguez) y tiene próximo el estreno de Yucatán (Daniel Monzón).



Naturaleza salvaje

Cuando Hugo Stuven conoció la historia de Álvaro Vizcaíno supo que quería plasmar su aventura en la pantalla grande. “Vizcaíno, surfista español de 35 años, sobrevivió a dos días y dos noches de dolor, angustia, soledad, alucinaciones y conocimiento personal, rozando en varias ocasiones la muerte. En Solo me interesaba mostrar esa fuerza interna del ser humano en momentos límite, el amor del protagonista hacia la vida pese a tener una cadera rota y profundas heridas en una mano y la cabeza”, relata Steven. Anteriormente realizó Anomalous con Lluis Homar, Ben Temple y Adria Arjona en el elenco. Obtuvo el premio a la mejor película en el Festival de Marbella.

   Solo ha sido la primera cinta filmada íntegramente en Fuerteventura, concretamente en su costa de Barlovento. “Era indispensable rodar en los mismos escenarios de la tragedia, algunos de ellos de difícil acceso, como la pequeña cala donde Álvaro pasó buena parte del tiempo. Fuerteventura es un personaje más en la película. Su naturaleza puede ser amable contigo, pero también implacable, recordándote que eres insignificante frente a su fuerza”, explica Steven. Este conoce a Vizcaíno desde hace años. “El parecido de Alain Hernández con Álvaro es más que notable. De todos modos, quisimos que el personaje del actor se despegara un tanto del Álvaro real, dejando margen para crear alguien distinto”, declara el realizador. Es además autor de las novelas El faro de las lágrimas perdidas y Anómalo (basada en su propio filme).

   En Solo nos empapamos de mar, arena, rocas, cuerpos al sol. Nos sumergimos en el rumor de las olas, en la soledad de un paisaje indómito que incluso nos asusta. Esta cinta canta al valor humano, a nuestra fragilidad, a la voluntad de sobreponernos a lo adverso. Hugo Stuven describe con aliento poético, ayudado por un competente equipo técnico y la sugerente música de Sergio Jiménez Lacima, esa sensación de peligro y angustia, de dudas que ensombrecen los expresivos rostros de Alain Hernández y Aura Garrido.

Versión imprimir