twitter instagram facebook
Versión imprimir
13-02-2018

Los estrenos del 16 de febrero

‘Cuando dejes de quererme’
 
 
 
EXHUMANDO UN PASADO TURBIO

ALBERTO ÚBEDA-PORTUGUÉS
Igor Legarreta debuta en el largometraje con un sólido thriller que nos atrapa desde la primera imagen. Con un amplio y experimentado reparto, Cuando dejes de quererme es una coproducción hispano-argentina que se rodó en distintas localizaciones del País Vasco en la primavera del pasado año.

   De padres vascos y residente en Buenos Aires, Laura (Flor Torrente) recibe una llamada desde España comunicándole que han hallado en un bosque el cadáver de su padre, Félix Careaga (Eneko Sagardoy), desaparecido durante 36 años. Se confirma que fue asesinado, y Laura viaja hasta el País Vasco para hacerse cargo de sus cenizas, a la vez que emprende con el agente de seguros Javier Egoskue (Miki Esparbé) una investigación para llegar hasta el asesino de su padre.

De izquierda a derecha: Eduardo Blanco, Flor Torrente y Miki Esparbé

De izquierda a derecha: Eduardo Blanco, Flor Torrente y Miki Esparbé

 
   El barcelonés Miki Esparbé se ha distinguido en papeles dramáticos, como los de El rey tuerto (de Marc Crehuet) y No sé decir adiós (Lino Escalera), pero también en comedias como Cuerpo de élite (Joaquín Mazón) y Es por tu bien (Carlos Therón). Con este filme nos convence en la piel de un administrativo poco convencional que se implica en la resolución de un crimen. “En la película conviven varias tramas, y una de ellas es una historia de amor entre los personajes de Miki y Flor. No es ningún añadido accesorio, ya que tiene un peso dramático muy importante”, explica Legarreta.

   Acompañan a Esparbé en sus pesquisas los argentinos Flor Torrente y Eduardo Blanco (su padrastro en la ficción). A ella la hemos visto en la cinta Hipersomnia (Gabriel Griecoque), mientras que él ha repetido a las órdenes de Juan José Campanella: primero en El hijo de la novia y luego en Luna de Avellaneda. Pero es el papel de Eneko Sagardoy (flamante ganador del Goya al actor revelación por Handia) el motor con el que avanza la intriga del filme.

   “Félix Careaga es un hombre acosado y marcado por el destino. Le vemos en los numerosos flashback de la película, y siempre en momentos de tensión”, comenta Sagardoy. El vizcaíno también ha trabajado en The night watchman (Miguel Ángel Jiménez) y Argi (Iratxe Mediavilla), y tiene pendiente de estrenar Errementari (Paul Urkijo).
 
   Hay jugosas colaboraciones en el elenco que se encargan de personajes relacionados consanguíneanente con el rol de Sagardoy. Encontramos al valenciano Joaquín Climent (el año pasado apareció en El bar de Álex de la Iglesia o las Pieles de Eduardo Casanova). También destacan la veterana Itziar Aizpuru (Premio Feroz a la mejor actriz de reparto por Loreak, de Jon Garaño y Jose Mari Goenaga) y Mario Pardo (actor bajo las órdenes de Jesús Bonilla en la cinta La daga de Rasputín y en el elenco de series como Cuéntame).

   Tenemos además  al sevillano Antonio Dechent, quien encarna a un guardia civil muy expeditivo. Dechent ha triunfado últimamente en Oro (Agustín Díaz Yanes) y en la galardonada serie Sé quién eres. En el papel de otro mando policial (en este caso, un ertzaina) nos encontramos con Josean Bengoetxea, que estrenó el pasado 2017 Fe de etarras (Borja Cobeaga).

Antonio Dechent

Antonio Dechent

 
La importancia de la tierra
"La tierra que nos ve nacer, dicen, condiciona fuertemente nuestra existencia. Este motor temático encuentra en Cuando dejes de quererme una brillante paradoja: Laura/Flor Torrente, cuya vida ha quedado marcada por el lugar de nacimiento, es la representación del personaje sin hogar. Esta pulsión dramática crece dentro de una arquitectura de thriller que conduce al espectador por la trama del misterio”, aduce Igor Legarreta. El bilbaíno ha sido autor de los cortos El trabajo y El gran Zambini y director de segunda unidad en las películas Autómata (Gabe Ibáñez) y Zipi y Zape y la isla del capitán (Oskar Santos).

   “Tuve la gran suerte de contar con un equipo artístico y técnico formidables, y así se ha atenuado mucho el vértigo de una ópera prima. La cinta combina muy bien el apasionamiento de los personajes argentinos de Flor Torrente y Eduardo Blanco con la contención que expresan los caracteres vascos”, resalta el cineasta.
 
 
   Cuando dejes de quererme aporta sabiamente misterio, romanticismo y algunas gotas de humor, absorbiendo siempre la atención del espectador. En ese conjunto destacan las actuaciones de Miki Esparbé y Eneko Sagardoy, así como el oficio de artistas consumados como Joaquín Climent y Antonio Dechent.

Versión imprimir

Contenidos Relacionados